Bienvenidos al blog de la Saga Poder Peligroso

Es un honor para mí que usted ahora mismo esté leyendo esto.
Si le gusta o le interesa, pásele la dirección del blog a sus contactos. Se lo agradezco.
Espero que le guste y que lo siga.
Si desea ponerse en contacto conmigo, el tuenti del blog es Danielle Amber Sterling Halle y el gmail es aurynerforevermedianoche@gmail.com
Disfrute de la lectura¡¡

viernes, 3 de agosto de 2012

Despedida.

Bueno, queridos lectores. Esto no es un adiós, es un hasta luego, porque todavía quedán dos libros por delante. Traición y Fulgor.
Os quiero desvelar la portada de Traición,  que será esta. También os quiero agradecer a todos los lectores que acompañaron  y acompañarán a Danielle, Alexandre y Dane hasta el final.
Por supuesto, este libro también tiene sus agradecimientos, que se publicarán.
Me da pena porque sé que en algún momento me tendré que despedir de Danielle, pero también sé que ella estará en mi corazón.
Estoy triste además porque el sueño de publicarlo no se va a cumplir, y no tanta gente lo va a poder disfrutar, pero quiero que mientras podáis lo disfruteis y lo paséis a vuestros amigos y familiares. También os quiero decir que en el segundo libro, pongais más atención a los hechos que nunca.
Y os quiero dar una desgarradora noticia: Danielle se separa de Alexandre por un tiempo, rompen.
Bueno, pero seguro que con el tiempo se soluciona. Que os guste¡¡





Episodio 64:Despedida.
Dos días después,Daniel estaba en su cuarto,con el tobillo en reposo y escuchando música. En primer lugar,se sentía mal por traicionar a Danielle de esa forma. En segundo lugar,se sentía traicionado al saber que Danielle estaba prometida a Alexandre.
Claro que él sabía que no se casarían hasta después de dos años y medio, cuando Danielle cumpliera 19. Aunque,pensó él para su consuelo,en tres años pueden pasar muchas cosas.
Pero él estaba todavía desesperado. Sabía que eso no pasaría.
Alexandre era un príncipe educado que la amaba y respetaba, y él era sólo el chico que ella una vez amó y a la que él dañó de una forma imperdonable. La balanza no estaba precisamente inclinada en su favor.
Daniel estaba haciendo las maletas,empaquetando cada cosa. Cogió dos o tres CD's de la habitación y su ropa. La metió en la maleta. Decidió no meter su mp4,para escucharlo por el camino.
Sabía que volver a Kiterville iba a ser como estar en casa, pero también sabía que probablemente Allyssa y su hermano no le volverían a hablar en la vida,que Jenna y Hayley probablemente tampoco y que D.J y Claude todavía desconfiaban de él.
Sólo iba a poder recurrir a Clarisse y Adam. O incluso podía ser que a ellos dos tampoco. En fin,Daniel sabía que los errores que había cometido le iban a costar muy caro.
Se fijó en el libro que tiempo atrás le había prestado a Serena.
A lo mejor a Iris le gusta,pensó él,mientras lo metía también en la maleta. Se acostó en la cama,mientras poco a poco,caía rendido.

**********************************
A la mañana siguiente se vistió y acudió al comedor. Era muy temprano,pero sí había alguien sentado en la imponente mesa de 22 asientos en cada lado. Danielle y Alexandre reían felizmente mientras ambos jugueteaban a darse de comer. Sus risas se apagaron en cuanto lo vieron. Ellos se serenaron y comieron en silencio, cruzando unos cuantos susurros. Daniel apenas tardó en comer. Se sirvió un pedazo de tarta de queso, un poco de café y unas cuantas uvas.
Él se fue a levantar, cuando el príncipe le preguntó:
-¿Ya te marchas?-Su voz destilaba veneno.
-Sí. Contra más temprano,mejor.-Le respondió Daniel.
Danielle asintió silenciosamente. Daniel se marchó a por su equipaje.
-¿No quieres despedirte de Taylor?-Le preguntó Alexandre una vez que se hubo marchado.
-¿Taylor?¡Oh,Dios,es verdad!¿Dónde tendré yo la cabeza?-Se sobresaltó la joven. Ellos compartieron un beso rápido, no por ello sin ser menos pasional, mientras se despedían. Danielle echó a todo correr hacia la entrada.
Taylor estaba allí,vestido con sus habituales Converse,un jersey verde y unos vaqueros oscuros.
-Quería despedirme de ti.-Le dijo la joven a modo de saludo.
-Oh, fui a tu habitación,pero no te encontré.
-Oh...es que he dormido con Alexandre.-Le confesó.
-Eh, que no hacía falta que lo dijeras. Ya me lo imaginaba.
Ellos se abrazaron.
-¿Me prometes que vendrás con los demás en verano? He descubierto una piscina gigante.-Le suplicó
-Claro. ¿Pero vendrás tú también a visitarme en Ocean Springs?¿O incluso en Kiterville? Mi madre a lo mejor me deja mudarme.
-Te prometo que iré a verte cuando pueda.
-Espero que eso signifique antes de tres años. No quiero verte sólo el día de la boda-Bromeó Taylor.
-Será antes de tres años-Contestó ella,riendo también.
Ella lo abrazó de nuevo.
-Te echaré de menos-Le confesó.
-Yo también. Me da miedo tu hermana cuando se pone en plan mandón.
Ellos rieron.
-Te quiero.-Susurró ella. Luego se apresuró a añadir-Pero como amiga.
-Me lo suponía,no hace falta que lo aclarases. Sé feliz.
Él se alejó hacia la entrada,pero una vez fuera le gritó:
-¡Y no olvides que prometistes visitarnos!
-¡No lo haré!-Gritó ella con su voz melódica.
Ella sonrió al aire,sabiendo que iba a echar mucho en falta a su mejor amigo. Ella saludó cuando se montó en el coche. Legerus se posó sobre su hombro. Ella acarició al águila blanca.
Otro chico apareció allí.
-Hola.-Saludó él por fin.
-Hola
-Te voy a echar de menos.-Le confesó él.
-Yo también. Pero te visitaré,lo prometo. Y te escribiré e-mails.
-Yo también.-Le prometió el chico.-Además,te veré en agosto como mi dama de honor.
-¿Qué?¿De verdad?-Gritó la chica con felicidad.-¡Gracias,Eth!¡Mil gracias!
-Eh,tranquila. Eras mi primera opción. Veremos cómo se lo toma Ally cuando le diga que sólo sois tú y Iris.
-Cogerá un hacha y te descuartizará.-Rió Danielle.
-Me lo suponía.
Ambos rieron y se abrazaron.
Una vez que se fue el chico,Danielle se giró para irse,cuando vio a Daniel.
-Hola-Saludó.
-¿Ahora me hablas?-Le preguntó el chico.
-Sólo quería despedirme, aunque veo que te has despertado con el pie izquierdo.-Replicó ella.
-No,vale. Lo siento,es sólo que ando algo enfadado.
-¿Sólo algo?-Rió ella.
-¿Tan fácil perdonas?-Inquirió él.
-Yo no he dicho que te haya perdonado.-Le contestó Danielle .
-Vale. Me disculpo. Sé que no sirve de nada, pero lo siento.
Ella lo abrazó por sorpresa.
-Aunque parezca extraño,te voy a echar de menos.-Le susurró ella
-Yo también,Dany,yo también.-Le respondió él,poniendo los brazos alrededor de su espalda. El ambiente le daba a la escena un toque teatral.
-¿Prometes volver a Kiterville?-Le preguntó el chico.
-Sí. Se lo he prometido a los demás así que...
-Bien. Sólo espero estar allí para verlo.
Ambos callaron. De repente,ella lo besó. A Daniel lo cogió por sorpresa. Una vez terminado el beso,él la miró con curiosidad.
-¿Por qué lo has hecho?-Le preguntó por fin.
-Te lo debía. Me salvaste allí fuera. Y a Alexandre. Te lo tenía que dar antes de que te fueses. Pero esto es sólo entre tú y yo-Le dijo encogiéndose de hombros.
-Así que esto es un adiós.-Le dijo el chico con lágrimas.
-Sí.-Asintió ella-Supongo que sí.
Los corazones de ambos chicos crepitaron,ambos dolidos. Las palabras sobraban y el silencio reinaba entre ellos dos.
Las promesas hechas tiempo atrás se desvanecieron en el aire,mientras los dos chicos dejaban escapar lágrimas,mientras los dos separaban sus caminos,mientras la chica dejaba marchar al joven.
Ella entonces notó algo en el bolsillo de su abrigo. La sacó. Vio una foto,cuidadosamente doblada. Ella la desdobló. Vio una foto de ella misma y Dane,en el Sky Park. La foto era preciosa. Sus pelos y sus ojos brillaban,y sus sonrisas deslumbraban,al igual que el paisaje que se extendía ante ellos;y esta rezaba con una caligrafía impecable:Por y para siempre.
La foto fue tomada en un día en el que ambos eran felices e inocentes,un día en el que ambos eran jóvenes y estaban enamorados. Un mundo construido a base de felicidad y que no conocía lo duro y cruel que podía ser el destino.
Los ojos de Danielle desprendieron lágrimas mientras ella soltó la foto y el viento se la llevó.
Por y para siempre,pensó ella




No hay comentarios:

Publicar un comentario